Dos formas de disfrutar la playa, Paola, verano 2017.

Esta fué nuestra segunda vez, un año después de la primera. Ahora en agosto de 2017, comparando las fotos se ve el crecimiento de Paola, tanto en edad como en facultades creativas. Aquí nos pusimos a jugar con el suelo de la playa, bailando, no posando, dejandola llevarse por lo que le pidiera el cuerpo, la mente y el ritmo. Quiero hacer una serie completa con esta coreo improvisada que construyó aquella tarde.

Me gustan las fotos con gente al fondo. Maneras de disfrutar la playa, cada una con su tema.